Indumentaria Medieval

Desde los primeros siglos de la Edad Media hubo un cambio del traje en Occidente. Se usaron más las calzas (especie de pantalones), tomándolas de los bárbaros que se llevaban muy sujetas desde el tobillo a la rodilla por medio de correas entrelazadas, elaboradas en paño o cuero y por lo general muy elevadas y de variados tamaños. Las capas o mantos eran más amplios en hombres y mujeres que las llevaban sobre túnicas talares.

Calzas de protección acolchadas

Las amplias ropas y anchos mantos de lana y algodón con bordados de plata y pedrería, muy en boga durante la época carolingia para trajes de ceremonia y para la gente distinguida. Pero la vulgar continuaba con sus calzas o bragas, sus pantalones y su sayo o túnica corta y ceñida y su manta.

Capa novio en negro

La invasión de los moriscos influyó notablemente en la vestimenta de los pueblos sometidos quienes adoptaron sus zaragüelles o anchos calzones y sus hábitos casi talares y su faja. El uso de tisúes y otras telas de seda con franjas con los que la gente rica elaboraba sus trajes desde el siglo X.

Pantalón medieval Gael

Solían llevar los españoles de la Reconquista, sobre todo desde el siglo XI, dos o tres piezas superpuestas a modo de túnicas (la túnica y la loba o sayo sin mangas, además de la camisa) siendo por lo común la superior de ellas el brial, pieza que en sus diferentes formas se adornaba con bordados y se abrochaba con botones, ajustándose al cuerpo desde la cintura arriba y pendiendo de ésta unos faldones por los lados.

Traje medieval señora Odet

Principales prendas: Las mujeres tomaron por entonces las faldas, también con los jubones y suprimieron la túnica. Toda esta innovación del traje comenzó en Italia, pero no tardó mucho en irse extendiendo por Europa aunque al principio solo fuera adoptada por los juglares y los pajes de los grandes señores.

VESTIDO MEDIEVAL ESMERALDA GRANATE

Para abrigo y vestimenta exterior, se llevaban en la Edad Media diferentes mantos y capas, además de los sobretodos antes nombrados. La principal materia prima de dicho abrigo era la lana. En los primeros siglos, se usó la capa romana abrochada con fíbula por delante o sobre el hombro derecho y también la guasapa o capa con capuchón. Siguió después el albornoz (de imitación arábiga) que era otra capa cerrada hacia el pecho pero abierta y de gran vuelo por abajo y en los últimos siglos de la época se acortaron la capa y los sobretodos que antes llegaban hasta los talones.

TRAJE TÚNICA MEDIEVAL TEORYN

Para cubrir la cabeza estaba en uso entre los hombres de aquella época el sombrero o casquete cilíndrico o semiesférico o un turbantillo a modo de pañuelo enrollado mientras que las damas solían llevar una cofia terminada en puntas.

Brial medieval Doña Urraca

Para calzado servían según la clase social del sujeto, las antiguas sandalias, los zuecos, los borceguíes y los zapatos muy puntiagudos e incluso las mismas calzas, que a menudo llevaban adheridas al pie unas suelas puntiagudas y largas. Las señoras elegantes calzaban en los siglos XIV y XV altos chapines, especie de chanclos con corcho muy grueso sobre la suela, costumbre que se extendió hasta el siglo XVII.

Bota polaina cuero negro

VER CALZAS MEDIEVALES

VER COMPLEMENTOS MEDIEVALES INDUMENTARIA DE ÉPOCA

VER ROPA MEDIEVAL

VER INDUMENTARIA MEDIEVAL INFANTIL

Capuchas Medievales

La capucha es la pieza de una prenda de vestir que sirve para cubrir la cabeza y el rostro y se puede echar a la espalda. Puede ser utilizada para la protección contra el clima, como moda, como forma de vestido o como parte de un uniforme tradicional, o para evitar que el portador pueda ser identificado con facilidad.

Capucha medieval verde cordones

En la actualidad, las capuchas de moda constituyen como norma general cubiertas blandas para la cabeza que forman parte de una prenda más grande como un abrigo, una camisa o una capa; una excepción es la capucha para la lluvia que no forma parte de una prenda mayor.

Brial medieval Doña Urraca

Las capuchas pueden ser colocadas sobre la cabeza cuando son necesarias o dejadas en la parte posterior de la prenda cuando no. También pueden ser desmontables para transformar un abrigo de invierno en otro de primavera o pueden ser diseñadas para ser dobladas o enrolladas en un bolsillo pequeño que se sitúa en el cuello de la prenda cuando no están en uso.

Capucha medieval negra

Las capuchas antiguas eran similares a las capuchas modernas, a menudo formando parte de una capa o un abrigo o una forma separada de sombrero. Las caperuzas eran muy comunes en la Europa medieval y se desarrollaron más adelante en forma de sombreros extravagantes. Algunas capuchas blandas también fueron utilizadas por los hombres debajo de los sombreros.

Capucha medieval cordones

Una capucha es un componente de determinados uniformes académicos que se constituye por una prenda a menudo brillante y decorativa usada solamente en ocasiones especiales. Muchos trajes de las damas medievales llevaban capucha como complemento decorativo o para protegerse del frío.

Traje medieval señora Odet

Los monjes medievales y de la época actual también llevan capuchas en sus trajes conocidos como hábitos.

Traje medieval Monje Dominico

A menudo, las capuchas que sirven para ocultar o para controlar al portador cubre la cabeza entera, con el resultado de que el portador puede ver poco o nada, como si tuviera los ojos vendados. O puede servir para prevenir la identificación del portador.

Traje medieval Monje

VER MÁS CAPUCHAS MEDIEVALES

VER GORROS, SOMBREROS Y CRESPINAS MEDIEVALES