Dagas Priorato de Sion

El Priorato de Sion es el nombre de una organización fraternal fundada por Pierre Plantard el 20 de julio de 1956, según consta en el Boletín Oficial de la República Francesa número 167, página 6731, caracterizándose por sus tintes rosacrucianos modernos. En la década de los sesenta Plantard contó un trasfondo histórico para esta organización, que describió como una sociedad secreta fundada por Godofredo de Bouillón en el Monte Sion en el Reino de Jerusalén en 1099, y que tiene por propósito la instauración de un linaje secreto de la dinastía merovingia en los tronos de Francia y el resto de Europa. Posteriormente el mito sería ampliado y popularizado por el libro pseudohistórico El enigma sagrado en 1982 y más tarde fue descrito como un hecho en el prefacio de la novela El Código Da Vinci en 2003.

Históricamente, existió algo parecido al denominado “Priorato de Sion”, ya que en 1099, los Cruzados de la Europa Occidental, tras conquistar Jerusalén del poder musulmán, edificaron una iglesia nueva sobre las ruinas de un antiguo templo bizantino llamado Hagia Sion. La nueva iglesia se llamó de Santa María, y el grupo de sacerdotes que la atendían eran conocidos como El Priorato de Nuestra Señora de Sion, un título que combinaba los nombres de ambas iglesias. Allí permanecieron hasta 1217, cuando los musulmanes destruyeron Santa María tras reconquistar Jerusalén. En aquel momento, se retiraron a Sicilia, donde continuaron ejerciendo su ministerio. El Priorato sobrevivió durante cuatro siglos más, hasta que, en 1617, sus últimos miembros se unieron a los Jesuitas.

Sí existió un auténtico Priorato de Sion fundado en 1099, pero nada tiene que ver con el actual Priorato de Sion, que no es más que una ficción, que también se describe en la novela de Dan Brown y de otros autores de las grandes ficciones históricas del siglo XX. Algunos escépticos han expresado su preocupación por la proliferación y popularidad de los libros, sitios web y películas inspiradas por este engaño que han contribuido al problema de las teorías de conspiración, pseudohistorias y otras confusiones cada vez más habituales. Varios historiadores, tras haber analizado todo lo relacionado al Priorato de Sion, indican que la antigüedad y los escritos sobre éste no son verídicos, llegando a la conclusión de que todo es un fraude.

VER DAGAS DEL PRIORATO DE SIÓN

VER MÁS DAGAS DE ÉPOCA

¿Tienes preguntas? Te ayudamos: ☎ WhatsApp: (34) 637666802