El Cid Campeador: Tizona, Colada, Jimena y Bavieca

Rodrigo Díaz de Vivar, conocido como el Cid Campeador, fue un caballero castellano del siglo XI, que de forma independiente y sin prestar vasallaje a ningún rey consiguió conquistar el Levante español, instaurando su capital en Valencia.

ESPADA TIZONA CID CON PUÑO CINCELADO

Estas andanzas inspiraron el más importante cantar de gesta, el Cantar de Mio Cid. El apelativo Cid proviene del árabe “sidi” que significa señor. Rodrigo entró de joven al servicio del Infante Sancho de Castilla, que más tarde llegaría a ser el rey Sancho II de Castilla, donde aprendió a manejar las armas y recibió una educación, puesto que se sabe que sabía leer y escribir.

Fue nombrado Caballero por el rey Sancho II del que recibió la máxima confianza y favor, como magnate de su séquito, una función similar a la de escudero. Sus primeras incursiones en la batalla fueron durante la Guerra de los Tres Sanchos, en las que los tres hermanos Sancho II de Castilla, Alfonso VI de León y García rey de Galicia lucharon por unificar el reino que les dejo su padre. Sancho salió victorioso de esta contienda y adoptó el nombre de Sancho II de León y Rodrigo recibió su apelativo de “Campeador”, batallador en lides campales por su importante contribución a la victoria de su señor.

Espada Colada Cid

Tras esto, la infanta doña Urraca que era hermana de estos, apoyó una rebelión en Zamora contra el rey Sancho II, y éste decidió sitiar la ciudad para acabar con la rebelión, desafortunadamente este murió durante el sitio, no se conoce exactamente la causa de la muerte, aunque se apunta que pudo mediar la traición por parte de algún noble.

Rodrigo Díaz de Vivar, El Cid Campeador

Por este motivo Rodrigo Díaz pasó al servicio del rey Alfonso VI que asumió el reino unificado, manteniendo buenas relaciones con éste, que supusieron un buen matrimonio con Doña Jimena, que era una noble asturiana bisnieta de Alfonso V de León, que le proporcionó tres hijos (Diego, María y Cristina).

La Espada Tizona del Cid original

Se considera que sus desavenencias con el rey Alfonso VI pudieron empezar durante un viaje que Rodrigo Díaz realizó al reino de Sevilla bajo el dominio del rey Almutamid, para cobrar las parias que este pagaba al re Alfonso VI a cambio de su protección. Durante su estancia en reino se produjo un ataque del reino de Granada en el que figuraba un noble caballero castellano, García Ordoñez.

Charlton Heston convertido en 'El Cid' frente al castillo de Belmonte

El Cid como es lógico ayudo a defenderse al rey de Sevilla y derrotó al ejército de Granda haciendo prisionero al noble castellano. Aunque se piensa que el saqueo por parte de Rodrigo Díaz de la parte oriental del reino del Taifa de Toledo, zona que estaba bajo la protección de Alfonso VI tras repeler una incursión de tropas andalusíes.

Tras esto el rey desterró al Cid y marcho en busca de un nuevo señor, encontrándolo en el rey de Zaragoza, Al-Muqtadir, quien enfermó gravemente y fue sustituido por su hijo al frente del reino. En esta época sobre todo combatió con el rey Sancho Ramírez y con Mundir que era hermano de su nuevo señor.

ESPADA TIZONA CID EN ORO

El rey Alfonso VI cercó Zaragoza y ante la necesidad de nobles caballeros que defendieran su reino se reconcilió con Rodrigo y le indultó.

En Cid marchó rumbo al Levante para proteger la zona de los ataques de Mundir, llegando a conquistar Valencia. Aquí es donde empieza el segundo destierro del Cid, puesto que el rey le ordenó que marchase contra los ejércitos que sitiaban la ciudad de Aledo en Murcia, no llegando a presentarse y suponiéndole su segundo destierro.

ESPADA COLADA CID

Tras esto el Cid decidió centrarse en el Levante pero bajo sus propios intereses y no siguiendo a ningún rey, de esta formo logró llegar a ser la persona más importante del Levante español, contando con protectorados en las plazas de Valencia, Lérida, Tortosa, Denia, Albarracín, Alpuente, Sagunto, Jérica, Segorbe y Almenara, lo que propició la invasión por parte de una coalición formada por el rey Alfonso VI, el rey Sancho Ramírez de Aragón y Berenguer Ramón II, con el apoyo de las flotas de Pisa y Génova. Aunque el retraso en la llegada de éstas hizo que el rey Alfonso VI no pudiera mantener el asedio.

Sacacorcho Tizona del Cid
Sacacorcho Tizona del Cid

El Cid que se encontraba en esos momentos en Zaragoza lanzó como represalia una serie de saqueos sobre La Rioja, y ningún reino cristiano podía hacer frente a su poder. Solo el potente imperio almorávide podía hacerle frente, por lo que Rodrigo decidió cambiar de estrategia y conquistar la plaza fuerte de Valencia para fundar su heredad. Tras un año de sitio la conquistó y se nombro Príncipe Rodrigo el Campeador.

Espada Tizona del Cid infantil acabados oro o plata vieja

El Cid falleció finalmente en el año 1099 y su mujer Jimena con la ayuda de su yerno Ramón Berenguer III consiguió defender la ciudad hasta el año 1102 en que tuvo que cederla finalmente.

Espada Tizona para Bodas

Si famoso era el Cid no menos famosos son por ejemplo su caballo Bavieca y sus espadas Tizona y Colada.

Babieca era un caballo norteafricano de gran agilidad y velocidad, características estas muy apreciadas en un caballo de batalla, el nombre de Babieca se añadió en el Cantar de Mio Cid, puesto que antes no se le conocía nombre alguno. Se dice que la última vez que lo montó fue muerto, lo colocó su esposa sobre Babieca para atemorizar a sus enemigos haciéndoles pensar que todavía estaba vivo. Nunca más nadie volvió a montarlo.

En cuanto a las espadas Tizona y Colada.

Espada Colada para Bodas

Tizona según la leyenda pertenecía al rey Búcar de Marruecos, y la consiguió en la toma de Valencia, y se la entregó a sus yernos los Infantes de Carrión, pero finalmente volvió a su poder y se entregó a su sobrino Pedro Bermúdez. Se describe la espada como una espada con empuñadura de hierro negro, hoja de dos filos. En la hoja figuraba la inscripción “Io soi Tisona fue fecha en la era de mile quarenta”.

Escudo medieval del Cid Campeador en madera decorada
Escudo medieval del Cid Campeador en madera decorada

La espada Colada fue ganada al conde de Barcelona y recibía este nombre por ser una espada hecha con hierro colado, es decir libre de impurezas. Al igual que la Tizona se la regaló a los Infantes de Carrión, y posteriormente la recuperó y acabó entregándosela a Martín Antolínez.

VER MÁS DEL CID CAMPEADOR