Menaje medieval de cocina

Nuestras cocinas actuales tienen tanto menaje y tantos utensilios que pareciera que siempre hubieran sido así. La cocina es el reflejo de la cultura del hombre de todos los tiempos. No hay museo de cultura, de historia y de costumbres que no nos muestren las cocinas de nuestros antepasados y en todos ellos vemos elementos comunes en lo que respecta al menaje de cocina.

El menaje de cocina es el conjunto de todos los utensilios de cocina y de la mesa del comedor, que son muchísimos, desde la cubertería, vajilla, hasta las ollas y parrillas.

Las cacerolas para cocinar, usadas especialmente para hervir o guisar alimentos, consistían en un recipiente metálico, de base circular y más ancho que hondo, con dos asas o con mango.

En Occidente, tanto patricios como plebeyos comían con los dedos, pero mientras el plebeyo se llevaba la comida a la boca con cinco dedos, el patricio lo hacía utilizando sólo tres. Las personas bien educadas tenían prohibido mancharse el dedo meñique y anular, comiendo con el resto de dedos.

Los cuchillos, originarios de la Edad de Piedra, han ido evolucionando en sus materiales desde la piedra, hueso o madera hasta la introducción de los metales como el cobre y el hierro. En Grecia y en Roma y en la Edad Media empezó a usarse en la mesa de los ricos, nobles y reyes y eran forjados a mano. La cuchara también era un instrumento en la mesa de los privilegiados y pudientes.

En el medioevo aparece el tenedor en la mesa, especialmente en el siglo XI en la Toscana. El tenedor tenía dos puntas. No era normal comer con tenedor hasta que se generalizó su uso en el siglo XVIII , desde entonces, comer con los dedos no estaba permitido en la mesa.

El uso de recipientes y vasijas metálicas para cocinar los alimentos comienza con la metalurgia, antes los había de cerámica y de barro a prueba de fuego en una gran variedad de formas y tamaños.

La metalurgia del bronce y del hierro para fabricar de utensilios de cocina de metal no era muy común por ser costosa tanto en tiempo como en dinero. A finales del siglo XVI, la cocina Occidental empieza a usar el hierro para las cazuelas, sartenes, moldes para hornear, hervidores de agua, ollas de hierro forjado, parrillas, etc.

Para cocinar o calentarse en el campo solía usarse una cesta para hacer el fuego.

En la nobleza era usual disponer de menaje y vajilla de oro. Luego aparece el aluminio para el menaje de cocina y la cubertería y pasa para ese entonces a ser un elemento de lujo, casi tan valioso como el oro.

VER COCINA MEDIEVAL

VER COMPLEMENTOS MEDIEVALES

VER MÁS FORJA MEDIEVAL

¿Tienes preguntas? Te ayudamos: ☎ WhatsApp: (34) 637666802