Accesorios medievales: bisutería gorro tiara capucha tocado crespina cofia canana vaina bolsos cinturón brazalete calzado cuernos guantes polaina tahali

Grebas greco-romanas

La greba cubre la pierna desde el tobillo hasta un poco más arriba de la rodilla. Su origen se remonta a los griegos y su uso se extendió a los etruscos y romanos. Podía ser fabricada en cuero o en metal.

GREBAS EN CUERO

Ya fueran en cuero o metálicas, las grebas se sujetaban con unas tiras de cuero o por medio de hebillas o de correas.

Grebas marrones guerrero

No solo se usaban como elemento de protección, sino también como elemento decorativo, ya que se fabricaban con preciosos adornos y decorados.

GREBAS METÁLICAS

En la Edad Media se usaban como parte de la armadura lo que las hacía muy rígidas, pero eficaces en cuanto a protección.

Grebas Romanas

VER MÁS GREBAS GRECO-ROMANAS

VER OTRAS PIEZAS FUNCIONALES DE LAS ARMADURAS

Guanteletes o manoplas de armaduras

Los guanteletes eran la parte de la armadura que protegía las manos , muñecas y antebrazos; en la época medieval había muchos tipos de guanteletes, desde los más sencillos de cuero, hasta los de acero u otro tipo de metal y con articulaciones. Durante el combate, las manos y las muñecas de los guerreros eran especialmente vulnerables, por lo tanto las manoplas o los guanteletes jugaron un papel muy importante ya que les ofrecía la protección que necesitaban para seguir luchando.

guanteletes-funcionales-alemanes-laton-anos-1450-1500

En el siglo XI existían los guanteletes de cuero y empezaban a utilizarse los compuestos por un saco de malla, pero más tarde, hacia el siglo XV se confeccionaban con acero y para proteger todavía más la mano, se ponían guantes de piel. Debido a que en la mayoría de las ocasiones, las luchas se desarrollaban cuerpo a cuerpo, es decir, la distancia entre los combatientes era corta, los guanteletes, al igual que otras partes de una armadura, sufrieron muchos cambios a lo largo del tiempo.

Guanteletes medievales para proteger las manos y las muñecas

 También existían diferentes estilos para la armadura, por ejemplo la armadura gótica que se desarrolló en la primera mitad del siglo XV. Era completamente articulada y se acentuaban las lineas verticales, las curvas y los arcos, con el fin de mejorar la resistencia de la armadura y desviar las flechas y otras armas de la época. Además, las placas de los guanteletes eran en relieve para dar la impresión de nudillos, pero también servían para dar más refuerzo y al mismo tiempo permitir un fácil manejo de la espada, del hacha o cualquier otro arma. De ahí los diferentes tipos de guanteletes, en función del arma que utilizaban, los combatientes se ponían un tipo de guante u otro, dependiendo de la flexibilidad y libertad de movimiento que necesitaban.

guanteletes-funcionales-alemanes-laton-anos-1450-1500

Hacia el siglo XVII el uso de la armadura empezó a disminuir, los guerreros ya no necesitaban el traje pesado, que tampoco ofrecía suficiente protección contra las armas de fogueo, y mucho menos en el caso de los guanteletes. Por muy bien que se hubieran adaptado a las espadas, no pudieron conferir la precisión y flexibilidad de los dedos que requería el manejo de un pequeño cañón de mano, o un Mosquete por ejemplo, que llegaba a pesar entre 8-10 kilos y la bala alrededor de 50 gramos.

Guanteletes articulados

Algunos de los guanteletes más famosos se guardan en la Real Armería Española.

Guanteletes medievales funcionales

VER MÁS GUANTELETES MEDIEVALES

VER MÁS MANOPLAS MEDIEVALES

VER OTRAS PIEZAS DE ARMADURAS FUNCIONALES

Las coderas medievales, pieza clave de la armadura funcional

Como su nombre lo indica, las coderas medievales de las armaduras funcionales servían para proteger los codos de los guerreros, es decir,  la parte posterior y prominente de la articulación del brazo con el antebrazo.

Las coderas medievales se podían ajustar con correas de cuero.

El codo del guerrero medieval era muy importante protegerlo, ya que al estar formado por dos articulaciones reforzadas por ligamentos, era muy fácil que el contrincante lo lesionara para provocar en su oponente una pérdida de movilidad y un dolor en el brazo que lo paralizaba y le impedía defenderse con agilidad con su espada medieval.

Así es que aunque el codo pareciera una parte insignificante, era vital en la destreza y contundencia de la espada y por eso era un punto fácil de atacar si no se iba bien protegido con las coderas.

Jack Chains medievales

VER MÁS CODERAS FUNCIONALES MEDIEVALES

VER OTRAS PIEZAS DE ARMADURAS FUNCIONALES